Qué ver en Ottawa en 1 día

Cuando pensamos en Canadá, las primeras ciudades que nos vienen a la mente son Toronto, Montreal, Vancouver… pero pocas veces pensamos en visitar Ottawa, la capital de Canadá. Aunque Ottawa no está entre las primeras ciudades más turísticas del país, realmente vale la pena conocerla.

 

Ottawa
Foto grupal en Ottawa.

 

Nosotros decidimos ir en bus ida y vuelta el mismo día por 37€. La compañía con la que fuimos fue Greyhound Line of Canada, cuyos autobuses tienen enchufe, WiFi y acientos reclinables. Además, hacen paradas para comprar comida si deseas. Lo bueno es que puedes comprar los tickets online, incluso antes de llegar al país.

Nada más llegar a Ottawa, salimos de la estación para empezar nuestro recorrido. Eso sí, primero caminamos unos 30 minutos por la calle principal que pasaba cerca de la parada de bus, hasta llegar al primer punto turístico. El trayecto no se nos hizo demasiado largo debido a que íbamos con calma viendo las tiendas, entrando de vez en cuando a alguna y observando los enormes edificios que íbamos pasando.

 

Colina del Parlamento

Esta colina ubicada estratégicamente entre el bosque, dio lugar a una base militar entre los siglos XVIII y XIX. Sin embargo, desde que la Reina Victoria declaró Ottawa como la capital de Canadá, empezaron a construir los edificios gubernamentales que vemos hoy en día. Estos de dividen en tres grandes edificios.

En el bloque central, se encuentra el Senado y la Cámara de los Comunes. Justo enfrente está la Torre de la Paz, que es usada como icono de Canadá. Detrás está la Biblioteca del Parlamento, cuyo interior es precioso. Por último, tanto el bloque este como el oeste contienen las oficinas del primer ministro, de los senadores y salas de reuniones.

Puedes realizar una visita guiada gratuita. Para ello, es importante que pidas tu entrada a primera hora, ya que son limitadas y se acaban muy pronto. Un dato importante es que las entradas no se piden dentro de la Colina del Parlamento, sino en un edificio de enfrente. Por último, añadir que a las 10h se realiza el cambio de guardia en la Colina del Parlamento.

 

Colina del Parlamento
Nosotros no pudimos entrar porque no sabíamos que eran limitadas… Ups ^^’

 

En el centro de los tres edificios, se encuentra la Llama Centenaria. Es una fuente erigida en conmemoración del 100º aniversario de Canadá como Confederación. El agua de la fuente jamás se congela debido a la llama que tiene en la parte central.

 

Llama Centenaria en el Parlamento de Ottawa
Me encantó ver como juntaban el agua y el fuego en una fuente.

 

Al igual que muchas otras fuentes, los turistas tiran monedas en ella para pedir un deseo. Estas son recogidas y depositadas en el banco, con la finalidad de entregarlo como premio al ganador del Premio de Investigación de la Llama Centenaria. Se entregará a una persona con discapacidad que haga investigaciones sobre las contribuciones que hayan hecho, a Canadá, otras personas con discapacidad.

 

La Llama Centenaria y el Parlamento de Ottawa
La Llama Centenaria en primer plano y en el fondo el Bloque Central y la Torre de la Paz.

 

Estatuas y monumentos en la Colina del Parlamento

En los alrededores de la Colina del Parlamento hay varias estatuas y monumentos históricos. Todos de personajes importantes en la historia de Canadá, como por ejemplo la Reina Elizabeth II y otros políticos.

La que más llamó nuestra atención fue la estatua de Las Famosas Cinco o Las Valientes Cinco. Fueron cinco mujeres que le preguntaron a la Corte Suprema de Canadá si la palabra «Personas» en la Constitución incluye a «personas femeninas».

El objetivo de estas señoras era que las mujeres fuesen consideradas personas legalmente. De lo contrario, no podrían participar en el Senado. Al final todas ellas llegaron a cargos importantes en la política, tales como primera jueza del Imperio Británico y primera mujer elegida para la Asamblea Legislativa de Alberta, etc.

 

 

Están en una pequeña plaza, unas enfrente de las otras.

 

estatua The Famous Five
Aquí se lee «Las mujeres son Personas…»

 

Canal Rideau y Museo de Bytown

Seguimos caminando y, a un lado de la colina, encontramos la esclusa del canal Rideau. Las esclusas permiten vencer los desniveles de los canales navegables. Es decir, el agua se eleva o desciende para que puedan circular los barcos de un lado a otro. Se empezó a construir en 1836 como medida de prevención, en caso de que hubiese una guerra con los Estados Unidos. Aunque nunca fue utilizado por los militares, ayudó con los avances tecnológicos del país. Hoy en día se puede visitar y, si tienes paciencia, ver cómo pasan los barcos de un lado al otro.

 

Canal Rideau Ottawa
Se puede apreciar el desnivel del agua en cada tramo. Sin embargo, cuando está en funcionamiento, el agua baja o sube de forma que pasen los barcos.

 

Aquí también encontrarás el Museo de Bytown, donde narran la historia de este canal y su funcionamiento. La planta baja es totalmente gratuita y tiene un tienda de souvenirs. Además, cuando hace mejor tiempo, puedes disfrazarte con trajes de la época.

 

Museo Bytown
Exposición dentro del Museo Bytown.

 

Canal Rideau Ottawa
Pequeña explicación para los interesados.

 

Château Lauerier

Justo al lado del canal verás que resalta un imponente edificio, imposible pasarlo desapercibido. Antaño era un palacio en el centro de Ottawa. Actualmente, es un hotel 5 estrellas y también es conocido como la tercera cámara del Parlamento. Esto es debido a que, de un tiempo para acá, se han alojado y encontrado políticos muy importantes.

 

Château Laurier Ottawa
La imponente Château Lauerier.

 

Monumento a los caídos

A unos pasos del hotel Château Laurier se encuentra el Monumento a los caídos en medio de una plaza. Este monumento de granito y esculturas de bronce, fue construido en conmemoración de los canadienses caídos en la I Guerra Mundial. Posteriormente incluyeron también a los soldados que murieron en la II Guerra Mundial y en otros conflictos. En el año 2000 colocaron una tumba de un soldado desconocido. De esta manera pretendían simbolizar los sacrificios hechos por los canadienses por su país.

 

Monumento a los caídos Ottawa
Una bonita vista de la plaza con el memorial.

 

En la zona también encontrarás unas estatuas del Memorial a los Valientes. El cual conmemora 14 figuras importantes de la historia militar de Canadá. También hay una hilera de 14 banderas, las cuales pertenecen a las 10 provincias y 3 territorios canadienses, además de la bandera del país.

 

Basilica de Notre Dame

Al llegar a la Basílica de Notre Dame, verás que por fuera en realidad se ve muy modesta. Su interior, sin embargo, te dejará boquiabierto con todos sus detalles neo-góticos.

 

 

 

Lo cierto es que no fue así desde el principio. De hecho, antes era una pequeña iglesia de madera, hasta que fue destruida en 1841 para construir una más grande. Aunque comenzaron a construirla al estilo neo-clásico, al final se diseñó con el estilo popular de la época, el neo-gótico.

Los primeros rasgos del estilo gótico que vemos son las dos torres de afuera. Mientras que dentro, la iglesia está magníficamente pintada, con diversos elementos tallados, perfectos vitrales y estatuas de varias figuras religiosas.

 

Basílica de Notre Dame
Precioso interior de la Basílica de Notre Dame.

 

Ten en cuenta que cuando se realizan misas u otro tipo de ceremonias, no está permitido la entrada a los turistas. Por lo que hay que visitarla durante las horas pautadas. También puedes optar por reservar visitas guiadas.

 

La Galería Nacional de Canadá

Es un edificio de cristal ubicado justo enfrente de la Basílica de Notre Dame. La Galería Nacional de Canadá, fundada en 1880, es una de las más importantes de América.

La mayor parte de su colección de pinturas, dibujos, esculturas y fotografías son de artistas canadienses. Desde obras indígenas hasta los años 1970. No obstante, también posee una gran colección de arte contemporáneo, incluyendo las obras de arte pop de Andy Warhol y arte europeo.

Un par de cosas que llamaron nuestra atención fue la tienda de souvenirs de la Galería Nacional, ya que cada uno de sus productos son excelentes regalos para cualquiera que aprecie el arte.

Lo segundo que nos llamó la atención fue la araña gigante que hay enfrente del edificio. También conocida como Maman y es obra de la artista francesa Louise Borgeius, quién ha hecho otras 10 arañas en otras partes del mundo tales como Boston, Buenos Aires, Kansas City, Londres, San Petersburgo y Tokyo.

 

araña gigante en Ottawa
¡También tiene huevos dentro!

 

Puente Alexandra

A pocos metros de la Galería Nacional de Canadá se encuentra el puente Alenxandra. Conocido también como el «Puente Interprovincial», ya que une Ottawa (Ontario) con Gatineau (Quebec). También tiene una bonita vista panorámica de ambas ciudades y de puntos importantes como el Parlamento.

Mercado Byward

Construido hasta 5 veces, el Mercado Byward ha servido tanto para fines comerciales como para reuniones políticas, religiosas y entretenimiento. Además, contiene tiendas y restaurantes de todo tipo que ayudaron al crecimiento de la ciudad desde que se construyó por primera vez en 1826. Aún conserva su antiguo estilo y apesar de estar rodeado de tiendas más modernas, el mercado sigue atrayendo gran cantidad de locales y turistas.

 

Mercado Byward
Mercado Byward.

 

Probar la Cola de castor

Justo a un lado del mercado podrás encontrar uno de esos famosos puestos de Beavertails (cola de castor) típicos de la zona. ¡Altamente imprescindibles si vienes a Ottawa! Te encantarán 😉

 

Beaver tail
¡Simplemente delicioso!

 

Beavertail
Todos los toppings y precios de la famosa cola de castor.

 

Paseo por el canal de Rideau

Después de ver el centro turístico, lo siguiente es dar un paseo a lo largo del canal de Rideau. Como era invierno cuando visitamos la ciudad, había nieve por todos lados y el agua estaba congelada. Lamentablemente, la época de patinaje sobre el hielo se había acabado debido a que el agua no estaba lo suficientemente congelada. Por otro lado, en verano es posible dar un paseo en barco.

 

Canal Rideau
A la hora del atardecer la luz se hace más suave y bonita.

 

Canal Rideau

 

 

Canal Rideau
Los locales también aprovechan para dar un paseo con sus perros.

 

Parque de la Confederación

Un bonito parque para pasear, contemplar sus esculturas y pasar el rato. Por supuesto, en verano es ideal para echarse en el césped o jugar un rato. En invierno, por otro lado, también organizan actividades para disfrutar de la nieve y el frío. Al menos es un pequeño respiro del turisteo de la ciudad.

Algunos eventos que suelen hacerse aquí son el Winterlude, con competiciones de esculturas de hielo y mucho más.  En verano tiene lugar el Festival de Jazz Internacional de Ottawa y el Día de Canadá.

 

Parque de la Confederación

 

City Hall

El City Hall o Ayuntamiento, es un complejo que consiste en dos edificios unidos; uno de ellos es el más moderno y el otro es del siglo XIV. Podemos encontrar la Arbolera de los Veteranos, con un gravado de los canadienses que se enlistaron en la Fuerza Especial del Ejército Canadiense.

Además, no solo hay varias esculturas y piezas de arte en los alrededores que representan parte de la historia canadiense, sino también una pista de patinaje sobre hielo para el disfrute de toda la familia.

 

City Hall Ottawa

 

Pista de patinaje sobre hielo

 

Museo de Historia Natural

Por último, antes de regresarnos a la estación de buses, pasamos por el Museo de Historia Natural. No llegamos a entrar porque ya estaba cerrado, pero dicen que vale la pena visitarlo.

La colección de este museo incluye cerca de 14 millones de especies, entre plantas, minerales y animales, incluyendo fósiles. Lo mejor es que es gratis los jueves. Los demás días la entrada son 14$ o 12$ para estudiantes. Si quieres saber más sobre horarios y precios, puedes visitar su página web.

 

Museo Canadiense de Naturaleza
Un vistazo al museo en nuestro camino a la estación de bus.

 

Dinosaurios
¡Cuidado, Dinosaurios!

 

Nuestro día en Ottawa estuvo lleno de muchos sitios turísticos fascinantes, mucha nieve con la que jugar y paseos amenos por la ciudad. Definitivamente merece la pena escapar de las grandes ciudades y darle una oportunidad a Ottawa.

 

Casas de Ottawa

 

 

Comentarios

comments

Arriba