Las 10 mejores actividades que hacer en Bled

A pesar de que algunos eslovenos nos habían desaconsejado visitar Bled -por lo extremadamente turístico de la zona- nosotros estábamos determinados a conocer esta preciosa joya de Eslovenia. ¡Es como ir a París y no ver la torre Eiffel!

Por suerte para nosotros, fuimos a mediados de septiembre y no estaba tan abarrotado de turistas como nos habíamos imaginado. Por el contrario, en cada esquina algo nos maravillaba y nos enamoraba. Bled es, sin duda, el pueblito más encantador que he visitado en toda mi vida.

Bled es una pequeña población de 11 mil habitantes, ubicada entre los Alpes y un lago glacial. En dicho lago se encuentra una pequeña isla con una iglesia que, la mires desde donde la mires, te arrancará suspiros.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

El castillo de Bled, en una de las cimas de las montañas, tiene una de las vistas más bonitas del lugar. Solo comparada con un par de miradores que puedes encontrar entre el sendero que pasa por las colinas alrededor del lago.

Lo mejor de todo es que Bled es perfectamente visitable en cualquier momento del año. ¡El plus en verano es que puedes bañarte en el lago!

A continuación, te cuento 10 actividades que no te puedes perder si vas a Bled. Puedes dividirlas en un día, dos o hasta tres, si lo que buscas es relajarte y disfrutar con calma el lugar.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Visitar el Castillo de Bled

El castillo es una de las atracciones turísticas más visitadas de Eslovenia. Dicho castillo se encuentra sobre un acantilado de 130 metros de altura. Lo que proporciona una de las mejores vistas hacia el lago. La primera vez que se mencionó el castillo fue en el año 1011. Desde entonces, se ha reformado y han construido más torres. El precio de la entrada son 11€. Aunque, personalmente, pienso que se puede prescindir de entrar, ya que lo más impresionante son las vistas y estas las puedes ver desde otros miradores.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Caminar o ir en bicicleta alrededor del lago

Puedes dar un paseo bordeando todo el lago a pie o en bicicleta. De una u otra manera, será un paseo muy agradable. Hay bancos para descansar, diferentes compañías para alquilar botes, kayaks o para hacer paddle surf. Hay caminos de madera sobre el agua, otros rodeados de arboles…

En resumen, el sendero va cambiando a medida que vas recorriendo los 6 km del paseo alrededor del lago.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Por si no habían opciones suficientes, también puedes optar por subir al trencito y pasear por los alrededores cómodamente. Esto es genial cuando vas con niños o simplemente no quieres caminar mucho.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Practicar senderismo y pasar por los miradores

Aunque hay algunos tramos más empinados que otros, no es un trayecto demasiado complicado. En cierto punto del sendero que está alrededor del lado, puedes desviarte y seguir los diferentes caminos para subir por las colinas hasta llegar a los miradores.

En el lado Oeste de la isla, se encuentran un par de colinas: Ojstrica y Mala Osojnica. Desde sus cimas obtendrás una magnifica vista hacia el lago. Nosotros tardamos aproximadamente 45 minutos hasta llegar a la cima. Y definitivamente vale la pena.

Un dato es que nosotros pretendíamos darle la vuelta al lago atravesando las colinas, pero no fue posible. Por lo que en cierto punto tuvimos que regresarnos y salir por el mismo sitio que habíamos entrado, para no perdernos y salir demasiado lejos del lago.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Paseo en bote

Hay varias compañías de alquiler de botes, de las que podrás escoger la que más te convenza. Hay pequeños botes con los que puedes ir remando hasta la isla o dar paseos por tu cuenta. El precio es de 15€ por hora e irá subiendo 8€ cada hora extra.

Puedes ir en uno de los bonitos barcos Pletna que te llevan hasta la isla por 15€ ida y vuelta. No obstante, la mejor opción para nosotros es el barco-bus por 11€ ida y vuelta. En realidad es una lancha de motor y resulta bastante más económico considerando que te llevan y te traen de la isla igual que los otros. Cabe destacar que solo salen desde el lado Este del lago, detrás del casino de Bled. Cada cierto tiempo sale una lancha, siendo la última a las 17h. Te dejan una hora para recorrer la isla y regresas a las 18h.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Visitar la isla

Una vez en la isla, esta se puede recorrer bastante rápido. Para que no te tome por sorpresa, te comento que luego de pagar por el bote, tendrás que pagar 6€ si quieres entrar a la iglesia y subir a la torre del reloj. Nosotros entramos por 4€ con el descuento de estudiantes

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

La verdad, pienso que puedes prescindir de ambas cosas si realmente no tienes mucho interés. La iglesia tiene unos detalles muy bonitos, pero estos pueden verse desde un ventanal. La torre tiene una vista de 360º, pero cuando pretendes asomarte por las ventanas no ves mucho debido las rejillas que dificultan la vista.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Hay una tienda de regalos, cuya planta superior tiene una exposición de artesanías. Luego, están las escalinatas que te llevan desde el puerto principal de la isla hasta la iglesia. La tradición dicta que el novio debe llevar en brazos a la novia subiendo los 99 escalones y esta debe permanecer en silencio… ¡Wooow! Mis respetos a los novios que lo han hecho.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Puedes bordear la isla por el lado sur y pasar por un bonito camino rodeado de árboles y a orillas del lago. Es totalmente apaciguador. Especialmente al atardecer.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Tobogan

Aunque no es una experiencia imprescindible al venir a Bled, es un gran subidón de adrenalina. Con un precio de 10€, puedes subir en un teleférico hasta la cima de la colina. Desde aquí podrás lanzarte en una especie de carro por un tobogán. Aunque no llegué a subirme en esta ocasión, en Chur – Suiza hay uno similar ¡y la experiencia es genial! La verdad es que el precio me parece razonable y si quieres lanzarte más veces, te hacen descuento.

 

 

Probar el Pastel de Crema de Bled

Se dice que se trajeron la receta de este pastel desde Serbia y después de modificarla ligeramente en uno de los restaurantes de Bled, el Pastel de Crema (Kremma Rezina) alcanzó el éxito y hoy en día no puedes irte de Eslovenia sin probar este delicioso dulce.

 

Pastel de Crema de Bled
Nosotros los probamos en la Confitería Zima, nada más bajarnos del bus.

 

Es un pastel de hojaldre y mucha nata, crema y azúcar glas. Aunque la receta puede variar dependiendo del restaurante, cada ración es de 7×7 cm. Lo mejor es que podrás bajar esa gran bomba de calorías en el paseo por las colinas de Bled.

 

Nadar en el lago

Si vas en verano, podrás darte un chapuzón en las aguas del lago. Hay ciertas zonas delimitadas para el baño. Sin embargo, también vi personas que nadaban en otros puntos del mismo. Por supuesto, es recomendable tener cuidado y asegurarse de dónde se puede nadar exactamente por si hay alguna prohibición a tener en cuenta.

 

 

Picnic a orillas del lago

Puedes llevarte comida o comprarla en alguno de los supermercados de la zona. El objetivo es sentarte a orillas del lago y degustar de tu comida con estas espléndidas vistas. Seguramente, de esta manera todo sabrá más rico.

 

Lago de Bled, Eslovenia

 

Visitar Liubliana

A la hora de moverse por el país, la mejor opción es un vehículo propio. Sin embargo, si no tienes licencia de conducir o, directamente, no deseas hacerlo, una buena opción es el autobús. Puedes ir fácilmente desde Bled a Liubliana, por 8€ el trayecto y en menos de 1 hora estarás llegando a la capital eslovena.

Haz click en este enlace para saber más sobre Qué ver en Liubliana en 1 día o si quieres conocer 11 lugares que ver en Piran, en la costa eslovena.

 

Lago de Bled, Eslovenia

Comentarios

comments

Arriba